Mantener nuestro poder en tiempos de grandes cambios: los principios del Reiki en práctica

Artículo deWanda Buckner, Ed.D.

En tiempos difíciles, es demasiado fácil dejar que la energía pesimista de otros invada nuestro campo energético personal. Las voces llenas de problemas de los organismos de radiodifusión, los gráficos de un número cada vez mayor de personas infectadas y la cinta debajo de la pantalla del televisor que documenta la caída económica: todo contribuye al pánico que se agranda en nuestro pecho.

Espera. Pausa. No permitas que estas fuentes determinen cómo te sientes o qué piensas. Somos responsables de nuestro bienestar energético y nuestras reacciones ante el mundo. Resuelve mantener tu poder. Anclarte en el presente. Mantén tus manos en la posición Namaste (oración) cerca de tu corazón. Sé consciente de lo divino dentro de ti y en los demás. Date un tratamiento de Reiki. Libérate de la situación mundial y hazte presente con tu situación. Hazte presente con lo que es verdad para ti y para tus seres queridos en este momento. Reconocer dónde estamos en el presente, nos permite actuar de manera reflexiva y efectiva. Los principios de Reiki pueden servir como nuestra guía.

Solo por hoy, no me preocuparé

Pregúntese: “¿Es mi situación realmente tan mala?” Deja que tu respuesta sea proporcional a tus circunstancias. ¿Es tan terrible hacer cola una hora para pagar tus compras? Es diferente, sí. Pero no es terrible. Di una palabra de agradecimiento por todas las veces que has visitado la tienda y has salido en minutos con exactamente lo que quería. Damos este privilegio por sentado. Quizás la línea de espera en la que estamos ahora está allí para recordarnos lo afortunados que somos.

Cada una de nuestras situaciones es única. Algunos de nosotros enfrentamos condiciones más fáciles que nuestros vecinos. Lo opuesto también es cierto. Reemplaza la catástrofe – “¿Qué pasa si esto sucede? ¿Qué pasa si aquello sucede?” – con hechos actuales. La comida en tu alacena puede no ser lo que prefieres comer, pero es comida. Es posible que te quedes sin papel higiénico, pero tienes pañuelos desechables. Los suministros de la tienda se repondrán. Los pensamientos racionales apoyan nuestro bienestar emocional. Podemos tener inconvenientes, pero no nos moriremos de hambre.

Solo por hoy, haré mi trabajo honestamente

Pero ¿Cómo podemos lidiar con la ansiedad generalizada de lo que puede sucederle a nuestra familia, nuestros vecinos y a nuestra comunidad? Evita que tu mente gire hacia los peores escenarios. Se proactivo en el presente. Opera desde un lugar de abundancia, no de escasez. Investiga los recursos de la comunidad y haz una donación como puedas: comida, dinero, suministros, tiempo. Puede que tú no los necesites, pero alguien que conoces podría necesitarlo.

Mantén tu energía limpia. No dejes que el miedo promovido por los medios permanezca en tu hogar. Despeja tu casa usando el símbolo de poder de Reiki. Utiliza el Reiki para limpiar enérgicamente edificios, tiendas y hospitales. Envía Reiki a situaciones que te impactan a ti y a los que amas. Envía Reiki al virus, pidiéndole que se sane y que se sane la situación que le permitió explotar en el mundo. Participa en grupos en línea trabajando juntos para enviar Reiki a todo el mundo.

Mantener nuestro poder en tiempos de grandes cambios: los principios del Reiki en práctica

Solo por hoy, no me enojaré

Observa sin juzgar. Actúa, sin acusar. No conocemos el estrés o las circunstancias de los demás. Quizás la mujer con diez galones de leche en su carrito de compras está comprando víveres para una guardería o vecinos en cuarentena. Quizás el hombre que se está adelantando en la cola está apurado por llegar a casa con un niño enfermo. No lo sabemos. No necesitamos saberlo. ¿Los diez minutos de espera adicionales realmente harán una diferencia en nuestra vida? Si nuestra presencia energética es positiva y aceptable, tendremos un efecto calmante sobre los demás.

Cada uno de nosotros está haciendo nuestro mejor esfuerzo. Es todo lo que tenemos. El fontanero que deja su trabajo sin terminar y no está devolviendo llamadas puede tener una situación de vida o muerte en su familia. Los jóvenes que van de fiesta a la playa pronto pueden aprender una lección de vida difícil que impactará el resto de sus vidas: sus elecciones resultaron en enfermedad, discapacidad, incluso la muerte, para alguien que conocen o quizás nunca conocieron.

Solo por hoy, seré amable

Encuentra el equilibrio entre “el mundo se está acabando” y ser una Pollyanna (constantemente optimista). Ten en cuenta la imagen completa. “Sí, es cierto que hay un número X de personas que dieron positivo y está creciendo todos los días, pero esos números también incluyen a todos los que se enfermaron y se recuperaron”. Guía la conversación hacia el presente. “¿Hay algo que necesites ahora?” Quizás puedas llenar esa necesidad. La necesidad puede ser tan simple como recoger algo en la tienda para otros o tan desafiante como la posibilidad de que pierdan su vivienda. Escucha bien. No podemos resolver todo por los demás, pero podemos escucharlos. Podemos reconocer su miedo. Podemos ser defensores informados de programas que aborden sus necesidades.

Solo por hoy, daré gracias

Encuentra el regalo en la situación actual. ¡De repente podemos tener tiempo no comprometido! Finalmente, podemos clasificar todas esas cajas que habíamos reservado para más adelante. Existe la oportunidad de leer más, dormir más, caminar más. Estos son tiempos extraordinarios. Nuestros nietos o bisnietos pueden algún día preguntar cómo fue vivir una pandemia. Nuestros pensamientos escritos diariamente en un diario podrían proporcionar una visión única de lo que significaba enfrentar la escasez, vivir sin restaurantes y entretenimiento público, no poder estar con nuestros seres queridos en el hospital.

Pon un ancla en lo que es permanente: las estrellas, el sol, la luna, el océano. Celebra la vida en todas sus formas: plantas, árboles, animales, pájaros. Incluso en los peores momentos, tenemos mucho por lo que estar agradecidos.

Podemos usar el Reiki y los Principios del Reiki para marcar la diferencia en nuestras vidas y en las vidas de los demás, incluso en el mundo. Podemos sentir que nuestras acciones son una gota de agua sobre una piedra, pero el océano mueve piedras; la lluvia talla barrancos. Lo que hacemos es suficiente.

La versión original en inglés del artículo en Reiki Rays: Keeping Our Power In Times of Great Change: The Reiki Principles in Practice

Wanda Buckner
Wanda Buckner

Wanda Buckner, EdD, es una psíquica y sanadora de personas y mascotas. Ella apoya a las personas y a los animales en la reparación de su pasado, sanando su presente y abrazando su futuro. Wanda es una talentosa comunicadora/instructora entre especies, psíquica, medium, sanadora e hipnoterapeuta. Ella es una Maestra/Instructora de Holy Fire Reiki y certificada en Toque de sanación (Healing Touch) para personas y animales. Su negocio, Healing Energy Services for People and Animals, abrió en 2005. Wanda posee un título de doctorado en Liderazgo en Educación Su libro, Choosing Energy Therapy: A Practical Guide to Options for People and Animals, proporciona información sobre la sanación con energía para personas y animales. Wanda es una proveedora contratada de Reiki, Healing Touch e Hipnoterapia en Hospicios y es voluntaria semanalmente con un veterinario holístico que proporciona trabajo de energía para los animales. Wanda enseña, da charlas y realiza sus practicas en Olympia WA y a distancia, en cualquier lugar.
Se puede contactar a Wanda a través de su sitio web, www.healingenergyservices.com

Un comentario en «Mantener nuestro poder en tiempos de grandes cambios: los principios del Reiki en práctica»

  • el abril 12, 2020 a las 12:51 am
    Enlace permanente

    Thanks for your personal marvelous posting! I actually enjoyed reading
    it, you may be a great author. I will remember to bookmark your blog and will come back
    down the road. I want to encourage that you continue your great writing, have a nice evening!

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *